Redacción Monsviridis– La oleada de cruces fronterizos sigue creando problemas a la administración de Biden, ya que unas dramáticas imágenes captadas por Fox News muestran a refugiados, incluidos niños pequeños, cruzando el Río Grande en Del Rio, Texas, el lunes 10 de mayo.

“Se ve el flujo constante de personas que vienen a través de la frontera con México entrando en nuestra nación sin pasar por un puesto de control legal, sin ninguna de esas cosas. No ves que les hagan la prueba de COVID ahí mismo, ¿verdad?”, dijo el narrador Harris Faulkner.

Según Fox News, los migrantes izaban a los niños pequeños por encima de la corriente que a veces les llegaba a la rodilla a los adultos. Los contrabandistas enviaban grupos a través del Río Grande por las mañanas, cuando el río estaba bajo. Llegaban con bebés y mochilas en la mano y cruzaban el río lentamente, pasando de una pequeña isla a otra.

El grupo de unos 50 migrantes dijo a Fox News que eran de Venezuela. Aproximadamente la mitad de ellos dijeron que tenían familia en Estados Unidos.

Este año, Estados Unidos ha visto una afluencia de cruces fronterizos ilegales desde México y Centroamérica, y se espera que las aprehensiones en la frontera entre Estados Unidos y México alcancen un máximo de 20 años. En algunas zonas, como el tramo de 60 millas entre Del Río y Eagle Pass, el tráfico ha aumentado de forma espectacular.

Le recomendamos: BUSCAN ‘CULTIVAR’ BEBÉS HUMANOS para EXPERIMENTAR y luego DEJARLOS SIN VIDA

videoinfo__video2.Monsviridis.com||3ba2daa3a__

Ad will display in 09 seconds

Los agentes del sector Del Río de la Patrulla Fronteriza tuvieron 68.570 “encuentros” con migrantes de octubre a marzo, más de cuatro veces el número visto hace un año.

La afluencia récord de refugiados se produce después de que el presidente Biden diera marcha atrás a varias políticas de inmigración del anterior presidente Trump, como la construcción de un muro fronterizo y la autorización para que los solicitantes de asilo vivan en México y no en Estados Unidos hasta que se tramiten sus solicitudes.

Biden ha pedido paciencia y tiempo, culpando a su predecesor de socavar el sistema de inmigración en su deseo de mantener a los extranjeros fuera. Los principales asesores de Biden han admitido que no hay una cura rápida ni directa para un asunto que se ha convertido en una crisis crónica desde el desencadenamiento de las políticas de Trump.

La secretaria de prensa de la Casa Blanca, Jen Psaki, ha culpado recientemente a la “naturaleza” de los medios de comunicación de ser un “gran impulsor” detrás del empuje para decir que hay una “crisis fronteriza.”

“Pero realmente un gran impulsor fue que entendemos y conocemos la naturaleza de algunos componentes de los medios sociales y los medios de comunicación en estos días y simplemente no queríamos alimentar eso en este tema o realmente cualquier tema”, dijo en una entrevista de podcast.

Kathy Vittetoe– Monsviridis.com