Redacción Monsviridis – El Partido Comunista Chino (PCCh) sancionó a algunos funcionarios estadounidenses y grupos de derechos. La maniobra política se produjo después de que Washington aislara a siete funcionarios de Pekín el 16 de julio.

El exsecretario de Comercio Wilbur Ross, y otras seis personas o entidades estadounidenses, ya no serán bienvenidos en China continental.

Ross, a quien el ex presidente Donald Trump nombró para el cargo, fue excluido por ampliar la lista de empresas chinas que no pueden comerciar con socios estadounidenses sin una licencia previa. Esto incluye a los gigantes de las telecomunicaciones Huawei y ZTE.

Otras personas que figuran en la nueva lista de sanciones del PCCh son la directora de Human Rights Watch en China, Sophie Richardson, la presidenta de la Comisión de Revisión Económica y de Seguridad de Estados Unidos y China, Carolyn Bartholomew, el director asociado del Instituto Republicano Internacional para Asia, Adam King, y otros representantes actuales y anteriores de diversas organizaciones.

El PCCh sancionó al grupo apenas unos días después de que Washington hiciera lo mismo con siete funcionarios de Pekín por socavar la democracia de Hong Kong. Estados Unidos también emitió un aviso comercial para Hong Kong, advirtiendo a las empresas estadounidenses de los crecientes riesgos de operar allí.

“Estados Unidos ha inventado la llamada ‘Asesoría Empresarial de Hong Kong’, para desprestigiar infundadamente el entorno empresarial de Hong Kong, y ha impuesto ilegalmente sanciones a varios funcionarios de la Oficina de Enlace del Gobierno Popular Central en la región administrativa especial de Hong Kong”, dijo el Ministerio de Asuntos Exteriores de China en un comunicado.

“Estos actos violan gravemente el derecho internacional y las normas básicas que rigen las relaciones internacionales, e interfieren gravemente en los asuntos internos de China”, añadió el ministerio. “China se opone firmemente y lo condena enérgicamente”.

Estas sanciones son las primeras de este tipo que se imponen en virtud de la ley de sanciones contra el extranjero del PCCh, aprobada en junio.

También le recomendamos: Amenaza de ataque nuclear sobre Japón ¿Se viene la 3° Guerra Mundial? (Video)

videoinfo__video2.Monsviridis.com||5cbcd3ca8__

Ad will display in 09 seconds

Sin embargo, la secretaria de prensa de la Casa Blanca, Jen Psaki, confirmó que Estados Unidos “no se deja intimidar” por las represalias del PCCh.

“Estas acciones son los últimos ejemplos de cómo Pekín castiga a los ciudadanos privados, a las empresas y a las organizaciones de la sociedad civil como forma de enviar señales políticas”, dijo en un comunicado. “[Ilustran] aún más el deterioro del clima de inversión de la República Popular China (PCCh) y el aumento del riesgo político”.

La relación entre Pekín y Washington sigue siendo tensa, ya que continúan discrepando sobre el origen del virus del PCCh, los derechos humanos, la ciberseguridad y otras cuestiones.

La vicesecretaria de Estado estadounidense, la demócrata Wendy Sherman, tiene previsto visitar China para abordar el deterioro de los lazos diplomáticos en breve. Se dice que será la visita oficial de más alto nivel de la administración Biden.

Dan Knight – Monsviridis.com