Redacción MonsviridisEn un comunicado de este martes 11 de mayo Donald Trump condenó a Biden por ser el responsable del aumento de la violencia entre Israel y Palestina, e insistió en la necesidad de que EE. UU. apoye a Israel por haberse defendido de los ataques terroristas de Hamas. Además, destacó la diferencia entre la actual presidencia gobernada por la extrema izquierda de Biden y la administración de Paz de Trump.

Luego de los sucesos violentos reportados entre ambos países, Trump expresó su descargo en un comunicado publicado en su sitio web.

“Cuando estaba en el cargo, se nos conocía como la Presidencia de la Paz, porque los adversarios de Israel sabían que Estados Unidos apoyaba firmemente a Israel y que habría una rápida retribución si Israel era atacado”, reza el texto.

“Con Biden, el mundo se está volviendo más violento e inestable porque la debilidad de Biden y la falta de apoyo a Israel está provocando nuevos ataques contra nuestros aliados”.

En efecto, en agosto del año pasado el Washington Examiner informó que el presidente Trump firmó un histórico acuerdo de paz entre Israel y Emiratos Árabes Unidos (EAU). Dicho acuerdo significaba que el estado judío iba a ser reconocido por una de las principales naciones árabes del Golfo.

Le recomendamos: Lo que NO TE CONTARON del DIVORCIO de BILL GATES

videoinfo__video2.Monsviridis.com||133866f1d__

Ad will display in 09 seconds

Cabe destacar que anteriormente la mayoría de los países árabes se habían negado a reconocer a Israel, alegando su apoyo a las reivindicaciones palestinas, es decir, incluir a Israel dentro del territorio de Palestina. Sin embargo, eso terminó con un gran avance diplomático firmado por Trump, el Primer Ministro de Israel Benjamín Netanyahu y el jeque Mohammed bin Zayed de Abu Dhabi.

Funcionarios emiratíes presentaron el acuerdo como una bendición para los palestinos. “Detiene inmediatamente la anexión y el potencial de una escalada violenta”, dijo en ese entonces el embajador de EAU, Yousef al Otaiba.

Un mes después, Trump oficializó los históricos acuerdos de paz entre Israel, Emiratos Árabes y Bahrein en una conferencia de prensa en la Casa Blanca.

Y en diciembre Daily Caller reportó cuando Trump anunció otro de sus avances diplomáticos entre Israel y Marruecos.

Volviendo a la situación actual, la administración Biden no promueve la paz con Israel sino lo contrario.

The Honest Columnist reportó que el comunicado de Trump concluye criticando a los demócratas que “continúan apoyando a la enloquecida representante antiestadounidense Ilhan Omar, y a otros, que atacan salvajemente a Israel mientras están bajo un ataque terrorista”.

La representante demócrata por Minnesota Ilhan Omar tuiteó el martes que Israel no debería amenazar a los “niños palestinos”.

Luego en otro tuit apuntó contra el comunicado, señalando a Trump como “supremacista blanco” que apoya “un gobierno neonazi”, refiéndose a Israel.

Por su parte, la representante demócrata por Michigan Rashida Tlaib tuiteó el lunes que Biden debería defender a quienes lanzan cohetes contra Israel.

A pesar de los informes sobre los ataques de Hamas -grupo terrorista que pretende boicotear a Israel- y de que el mismo líder del grupo terrorista Fathi Hammad pidió a los palestinos en Jerusalén, el viernes, que compren cuchillos baratos para decapitar a los judíos, las demócratas insisten en apoyar el terrorismo y atacar a los judíos.

Algo que no es de sorprenderse porque el año pasado ambas demócratas participaron de un evento antisemita de Hamas, según informó el Washington Free Beacon.

La administración Biden solo profesa la violencia caracterizada por la izquierda, algo totalmente contrario a los logros de Trump en poco tiempo. Para Trump la paz incluyó negociar con los mismos palestinos de Jerusalén y de las demás naciones de Oriente Medio en vez de condenar a los judíos o apoyar a organizaciones terroristas.

Yamila Cortez – Monsviridis.com