Mucha gente se ha preguntado por qué Falun Dafa tiene un poder curativo tan milagroso. El Sr. Li Hongzhi, el fundador de la práctica, ha explicado claramente la razón en sus enseñanzas, desde los ángulos de la medicina china, la medicina occidental y la purificación del cuerpo físico.

Para ayudar a los lectores a comprender estos conceptos, me gustaría presentar algunos descubrimientos científicos relevantes.

Un sistema de autosuperación

La conexión entre la mente y el cuerpo ha sido tratada muchas veces en revistas científicas. Por ejemplo, en una edición de noviembre de 2004 de Proceedings of the National Academy of Sciences (PNAS, por sus siglas en inglés), científicos de la Universidad de Wisconsin informaron que “el entrenamiento mental implica mecanismos de integración temporal y puede inducir cambios neuronales a corto y largo plazo”. Más específicamente, las ondas gamma asociadas con funciones cerebrales superiores como la cognición y la memoria son más activas en el estado meditativo.

Tal hallazgo es consistente con la teoría tradicional china así como con las ciencias modernas. Los descubrimientos de las últimas décadas han demostrado que la salud humana implica elementos multifacéticos en múltiples niveles. De hecho, se propuso un nuevo modelo para incluir la interacción de la biología, la psicología, la sociología y la mente. Es decir, una mente fuerte y sana tendrá una influencia positiva en el bienestar psicológico y el comportamiento social, lo que, a su vez, conducirá naturalmente a una buena salud física.

Tal comprensión está en línea con las teorías médicas tradicionales chinas y los métodos genuinos de cultivación de la mente y el cuerpo como Falun Dafa, también conocido como Falun Gong. Con un enfoque en la naturaleza de la mente, Falun Dafa enseña a los practicantes a esforzarse por vivir según los principios de Verdad-Benevolencia-Tolerancia y convertirse en mejores personas. Asimismo, hacen ejercicios —cuatro de pie más una meditación sentada—, que transforman el cuerpo físico.

Según las enseñanzas de Falun Dafa, la práctica no pretende mejorar la salud per se. En cambio, guía a los practicantes hacia la mejora de su carácter moral y el logro de un nuevo nivel de armonía entre la mente y el cuerpo. A medida que los practicantes mejoran su carácter, su salud también mejorará naturalmente.

Hasta cierto punto, Falun Dafa podría entenderse como un sistema de autocuidado o superación personal. Al leer sus enseñanzas y hacer ejercicios con regularidad, los practicantes llegan a una mejor comprensión del propósito de la vida y pueden tomarse a la ligera las cosas que solían molestarlos. También son capaces de dejar de lado los pensamientos negativos y los malos hábitos. Con una mente más tranquila, las personas con ansiedad y depresión también encuentran más fácil controlar sus síntomas. Estos impactos positivos conducen naturalmente a una mejor salud física y mental y fortalecen su inmunidad contra las enfermedades.

Evidencia a nivel celular y molecular

La sangre humana incluye glóbulos rojos y glóbulos blancos. Los primeros transportan el oxígeno y los segundos protegen al organismo contra las enfermedades. Hasta el 70% de los glóbulos blancos son neutrófilos, que son actores clave del sistema inmunitario innato que lucha contra cosas como la inflamación.

Los neutrófilos son de corta duración. Su vida útil es de sólo unas 7 horas en la sangre, y sólo viven dos o tres horas fuera del cuerpo. Por ello, el cuerpo humano produce entre 50.000 y 100.000 millones de neutrófilos al día para reemplazar a los que mueren.

La imagen de arriba muestra neutrófilos aislados de muestras de sangre que se habían mantenido fuera del cuerpo durante 16 horas. La imagen de la izquierda es de un practicante de Falun Dafa; la mayoría de los neutrófilos estaban vivos y sanos (se muestra con una flecha azul). La imagen de la derecha es de un voluntario sano, cuya mayoría de neutrófilos estaba muerta (se muestra con una flecha negra). Las flechas rojas indican los glóbulos rojos.

Los científicos del Baylor College of Medicine también publicaron un artículo en 2005 en el Journal of Alternative and Complementary Medicine. El título del artículo era “Perfil genómico de las transcripciones de neutrófilos en practicantes asiáticos de Qigong: un estudio piloto sobre la regulación genética mediante la interacción mente-cuerpo”. Este estudio muestra que, en comparación con un grupo de control sano, los practicantes de Falun Dafa tenían una expresión genética que apuntaba a una mayor inmunidad y a una rápida resolución de la inflamación. Más concretamente, los neutrófilos de los practicantes son más potentes a la hora de defender el cuerpo y tienen una vida útil prolongada. Es decir, los practicantes sólo necesitan el 20% o el 30% de los neutrófilos de una persona sana normal para conseguir el mismo efecto inmunitario.

“La mejora de la inmunidad mediante la práctica de mente y cuerpo puede ser beneficiosa, pero la respuesta inmune es un arma de doble filo y la activación del sistema inmune podría ser perjudicial para el huésped cuando la respuesta inmune se mantiene”, afirman los autores. De hecho, esta investigación indica “que la regulación mediada por la mente y el cuerpo puede representar un equilibrio interior… que resulte en la limitación de las autolesiones”.

Campo de energía

Otras investigaciones biológicas mostraron resultados similares. Un grupo de científicos en América del Norte descubrió que un sitio de práctica grupal de Falun Dafa aumentaba la tensión contráctil de los cardiomiocitos aislados en un 35-111%. Esto sugiere que existe un campo de energía desconocido que mejora la respuesta inmune.

La 65ª Conferencia Anual del Consejo Internacional de Psicólogos (ICP, por sus siglas en inglés) se celebró en San Diego en agosto de 2007. Psicólogos de todo el mundo compartieron sus resultados sobre la relación entre la salud mental y el medio ambiente. El alcance de la investigación fue promover las relaciones multiculturales, la paz entre grupos étnicos y la salud.

Un proyecto titulado “Estudio a nivel celular sobre los efectos curativos psicológicos y físicos de la meditación de Falun Dafa” analiza los beneficios de Falun Dafa a nivel celular, psicológico y energético. Los beneficios incluyen reducir el estrés mental de los practicantes, mejorar su salud mental y física, curar enfermedades, mejorar el carácter y desarrollar el potencial y la inteligencia humanos.

En un experimento en particular, se tomó una fotografía de bioenergía de los dedos de un practicante antes y después de una sesión de meditación de una hora. La foto fue tomada con un alto voltaje y alta frecuencia comúnmente usados, y mostró que la práctica de Falun Dafa fortalece el campo de energía de las personas y mejora la circulación de energía en el cuerpo humano.

El experimento indica que la bioenergía en los dedos de un practicante aumenta significativamente después de meditar durante una hora, como se muestra con una mejor circulación periférica. Debido a que los diez dedos conectan los meridianos periféricos y los puntos de acupuntura, este experimento demostró que la práctica abre los meridianos del cuerpo y aumenta la energía vital. Los resultados proporcionan evidencia científica de los beneficios para la salud de Falun Dafa a través de la medicina energética y la medicina china.

Presentado al público en 1992, Falun Dafa ha sido practicado por aproximadamente 100 millones de personas en más de 100 países. Se basa en los principios de Verdad-Benevolencia-Tolerancia y consta de cinco conjuntos de ejercicios que son fáciles de aprender.

Las cinco series de ejercicios de Falun Dafa

Fuente: Minghui